La perra, el palito y una moraleja…

Tengo el carro en el taller así que no podía trasladarme al lugar donde usualmente voy a trotar. Resolví entonces correr alrededor de la laguna de Tiscapa. En las primeras de cambio me topé con dos jóvenes, cada uno con un pitbull, sin máscara, controlados por un cordel. Pasaron sin novedad aunque me pareció una imprudencia temeraria porque en esa zona circulan miles de personas. Más adelante me topé con un adulto que llevaba un pastor alemán. Igual, sin máscara. El perro seguía a su dueño, también atado a un cordel, y pasó a trote rápido. Ni siquiera me volvió … Continúa leyendo La perra, el palito y una moraleja…

El Farolito

¿Hay en la Managua de hoy un sitio parecido al Farolito? No se. No puedo dar testimonio porque ya en mi retiro de aquellos tiempos no me queda circunstancia para correrías (Yo soy yo y mi circunstancia, nos repite Ortega y Gasset: Por cierto, mientras más lo leo, menos me gusta). Quienes no pudieron conocer El Farolito imaginen un lugar envuelto en suave penumbra. En un segundo piso. Discreto. Elegante. Acogedor. Música romántica y para el romance. Al día con los intérpretes de esos tiempos, al menos el tiempo en que lo visitaba de cuando en vez: José José (…Deja … Continúa leyendo El Farolito

Sorpresas te da la vida

La visita que realicé hoy a Expica fue desafortunada. Sufrí un percance inesperado. Comprobé que cuando te va a ocurrir una fatalidad, te ocurre independientemente de las precauciones que tomés. En el minuto previo a que ocurra un incidente, uno no puede siquiera imaginar qué le puede suceder en el minuto subsiguiente. Así es la vida. ¿Qué me pasó? …me cagó una vaca! Aquí va la historia Circulaba contemplando esas hermosuras de animales y me detuve a ver una escena pintoresca: un ternerito no quería despegarse de la teta de su mama vaca. La vaca, aparentemente fastidiada, le daba pataditas … Continúa leyendo Sorpresas te da la vida